La Fundación Rehabilitarte realizó una encuesta online a 500 venezolanos provenientes de Zulia, Táchira, Distrito Capital, Miranda, Yaracuy y Lara ante la situación de alarma mundial que causa el Covid-19 que desarrolla en la población sentimientos de angustia, tristeza y preocupación.

La cantidad de información recibida registró, entre otras cifras, que 87,4% de los encuestados presenta síntomas psicológicos de ansiedad.

La rutina por la cuarentena preventiva y la sobreinformación impactan de manera negativa en la salud mental de quienes no están infectados por el virus. En este sentido, 75,6% señaló que también presentaba síntomas físicos de ansiedad, los cuales pueden ser intranquilidad, inquietud y agitación.

Asimismo, el informe destaca que el distanciamiento social genera tristeza en 79,8% de los encuestados, de los cuales 27,4% enfatizó sentirse “gravemente afectado” ante esta medida.

También, el 77,4% de la población admitió que la mayor parte de la información que consume a diario está relacionada con el Covid-19. Eso genera un estado constante de alerta a causa de la sobreinformación.

Otros temas que generan inquietud y angustia es el agotamiento de recursos como la comida, agua, gasolina y medicamentos, pensamiento que afecta al 52,8 de los ciudadanos.

En conclusión

La fundación advierte que las necesidades manifestadas pueden ocasionar episodios de conflictividad aún mayor en la nación, y que las personas no acaten la cuarentena social por la búsqueda de recursos económicos para su subsistencia.

Por otra parte, “las preocupaciones frecuentes de la población asociada al agotamiento de recursos hace ver una realidad: el contexto venezolano se encuentra bajo emergencia no solo desde una perspectiva sanitaria, sino desde el ámbito político, social y económico” destaca

Le puede interesar.  Wuhan se olvida del covid-19 y celebra polémica fiesta

Finalmente Rehabilitarte indica que “una de las manifestaciones de tristeza en la población está asociada al distanciamiento social, todo esto es congruente con lo que planteó el sociólogo Alejandro Moreno, quien describió que la convivialidad en el venezolano es el verdadero motor de la actividad comunitaria, económica y familiar, todo esto traducido a que el venezolano es un individuo de convivencia; cuando estos elementos fallan por motivos mayores la cotidianidad cambia y se origina una crisis en el modo de vida de las personas, explicando, de este modo la aparición de síntomas de tristeza y anhelos de reencuentro”.

Con información de El Nacional

Astrid Anselmi

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí