Como cada cuatro años, este 2020 cuenta con un día demás tomando en cuenta que el mes de febrero, que normalmente termina el 28, este año se extiende hasta el 29.   

Este fenómeno se debe a que en realidad el año dura 365 días, 5 horas con 48 minutos y 45 segundos, este restante de tiempo se acumula por cuatro años consecutivos hasta conformar los 366 días del año bisiesto.

Año bisiesto

La palabra bisiesto significa en latín “el sexto día antes del mes de marzo” el cual corresponde al día extra del año que inicialmente fue intercalado entre el 23 y 24 de febrero bajo las órdenes del emperador Julio César al descubrir que el calendario no estaba alineado con el año solar.

Ante esto, Julio César solicitó al astrónomo alejandrino Sosígenes que creara una alternativa al calendario romano que se encontraba más apegado a la rotación de la tierra, motivo por el cual Sosígenes propuso uno muy similar al de los egipcios que contaba con 365 días más un día adicional cada cuatro años para poder alinearse con el año solar.

El calendario Juliano, bautizado en honor a Julio César contaba con pequeños detalles por lo que posteriormente en 1582 fue reemplazado por el gregoriano el cual continúa siendo utilizado en la actualidad por distintos países del mundo.

Un día de más

Los romanos decidieron que el calendario gregoriano debía seguir la regla de incluir, cada cuatro años, un día demás al mes de febrero que, en ese momento, era el último mes del año.

Le puede interesar.  Incendio en California arrasa con más de 4 mil hectáreas y obliga a evacuar viviendas

Aunque inicialmente el día bisiesto se contaba entre el 23 y 24 de febrero, el Papa Gregorio XIII decidió perfeccionar el calendario, a través de una bula papal, designando como día adicional el 29 de febrero cada cuatro años.

Creencias

De acuerdo a la diversidad cultural de cada país el año bisiesto es considerado de mala o buena suerte, como es el caso de Grecia, donde creen que este año es sinónimo de 366 días de mala suerte o tragedias como lo fue el inicio de la segunda guerra mundial o el hundimiento del Titanic los cuales ocurrieron en un año bisiesto.

Por su parte Irlanda percibe el año bisiesto como un símbolo de buena suerte y de buen augurio para los niños nacidos el 29 de febrero.

En el Reino Unido, los años bisiestos son considerados el único tiempo en el que las mujeres pueden proponerle matrimonio a los hombres.

Según diversos estudios, hasta ahora cerca de cinco millones de personas nacieron un 29 de febrero, situación por la cual los padres tiene que elegir entre los días 28 de febrero y el 1 de marzo para celebrar su cumpleaños.

Neiyer Angarita Duran

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí