Por El aventurero digital

Conocida como la Ciudad Blanca por su arquitectura esculpida con piedra volcánica blanca, llamada sillar, Arequipa resplandece favorecida por un clima siempre soleado todo el año y un cielo azul que invitan a caminar y admirar la belleza de sus monumentos, nevados, volcanes y profundos cañones, además de disfrutar de su exquisita gastronomía y una vida nocturna para el mejor ánimo de sus visitantes.

En este paseo virtual nos disponemos a conocer sus principales atractivos.

Plaza de Armas – Centro Histórico

La ciudad da la bienvenida en su Centro Histórico, que es Patrimonio Mundial de la UNESCO. Con sus hermosas fachadas de piedra volcánica blanca, la Plaza de Armas está rodeada de iglesias, museos, hoteles y restaurantes en las terrazas para comer algo tradicional o tomarse un trago al caer la tarde. Recorrerlo poco a poco y dejarse admirar en cada esquina es el plan perfecto.

Monasterio de Santa Catalina de Siena

Construido en 1579, este convento, aún en actividad, ha abierto al público una parte de los claustros para convertirlo en una atracción que todo visitante de Arequipa debe conocer. En el recorrido con el aventurero digital, se aprecia el estilo de vida de las monjas de clausura. Además, es una muestra invaluable de la arquitectura local que merece ser visitado. El ambiente es místico y cautivador, toda una experiencia.

Catedral de Arequipa y su museo

El turista puede recorrer más de 400 años de historia descubriendo el interior de la Catedral de Arequipa, así como piezas de orfebrería, ornamentos, pinturas y una visita al campanario de la Catedral, para ver la ciudad y los volcanes desde esta altura.

El valle y el cañón del Colca

El Cañón del Colca es el mejor lugar de Sudamérica para ver al majestuoso Cóndor de los Andes. También es uno de los destinos más escogidos para hacer trekking en Perú. Sus pueblos circundantes son muy pintorescos y se pueden conocer en el camino a Colca. En este valle también se encuentran las Aguas termales de La Calera.

Convento de Santa Teresa

Fundado en 1710, una parte de este monasterio también está abierto al público y es un lugar muy especial. Sus visitantes cuentan que el tour los llena de una sensación de paz. Las exhibiciones de pinturas, esculturas, mobiliario y orfebrería son cautivantes. Uno de sus principales atractivos es ir al mediodía para escuchar a las monjas cantar el Angelus. No se les puede ver, pero sí escuchar y la experiencia es mística. A la salida también se pueden comprar los dulces típicos hechos por las hermanas.

Le puede interesar.  Maduro amenaza al gobierno de España tras visita de la canciller González Laya en Colombia

Canotaje en el Rio Chili

Hacer rafting en el rio Chilli es la oportunidad de los aventureros de vivir algo diferente. No es un río muy caudaloso, pero tiene muchos rápidos para una sesión de canotaje divertida y llena de adrenalina.

Iglesia y Claustros de la Compañía

Esta iglesia es famosa por los elaborados relieves en su fachada, sus enormes muros de piedra blanca y su interior con retablos y una pintura de la Virgen con el niño, obra del italiano Bernardo Bitti. Sus claustros fueron construidos en el siglo XVIII; actualmente en lo que eran celdas, funcionan galerías y tiendas de artesanía. Desde su segundo piso se tiene una linda vista de la ciudad. No hay que dejar de prestar atención a las plantas, animales y temas mitológicos autóctonos de los grabados, llamados Barroco andino.

Los Petroglifos de Toro Muerto

A tres horas de distancia de Arequipa están estas manifestaciones de arte rupestre, distribuidas en más de 5 kilómetros cuadrados. Más de 6 mil bloques de piedra volcánicas fueron grabados en bajo relieve con figuras geométricas, antropomórficas y de animales. Muy cerca de Toro Muerto está el “Parque Jurásico Querullpa” donde se pueden ver huellas de animales prehistóricos de hace 150 y 200 millones de años.

Reserva Nacional de Salinas y Aguada Blanca

Es la oportunidad perfecta para ver paisajes increíbles y hermosos animales que viven en este territorio protegido, como las llamas, alpacas, cóndores, vicuñas y flamencos rosados. Es necesario ir en compañía de guías certificados y tomar previsiones con el clima, porque al caer el día la temperatura puede descender bajo cero. No se puede acampar en la reserva, pero se puede visitar distintos lugares como la Laguna de Salinas, y el Santuario Nacional Lagunas de Mejía, donde cada año vienen a descansar las aves migratorias del hemisferio norte, antes de seguir su camino al sur.

Aguas termales de La Calera

Ubicadas en el Valle del Colca, estas aguas termales ofrecen una fuente de aguas subterráneas que provienen de un volcán inactivo, por lo que están nutridas con potasio, calcio, sodio, cloruro, magnesio y sulfatos que sirven para aliviar problemas circulatorios, musculares y del sistema nervioso.

Sillar de Arequipa

Los impresionantes muros formados con material volcánico son uno de los lugares por visitar en Arequipa menos concurridos, pero más impresionantes. En este paseo es posible ver las canteras activas de Añashuayco y aprender cómo se construyó toda una ciudad con este material.

Le puede interesar.  Protestas en Perú contra el gobierno transitorio deja dos muertos

Casa Goyeneche y Casa del Moral

La arquitectura arequipeña es tan única que vale la pena visitar casonas emblemáticas como la Casa Goyeneche y la Casa del Moral, muestras de la arquitectura colonial de la época, hechas en sillar y con estructura de solar, que permite apreciar sus patios internos.

Barrio de San Lázaro – Picanterías

Es uno de los lugares para visitar en Arequipa que tiene más por ofrecer. Calles estrechas, fachadas encantadoras y las mejores picanterías de la ciudad. El viandante puede preguntar por las más tradicionales y pedir alguna de las especialidades locales como ceviche de camarones, rocoto relleno, cuy chactado y chica de jora.

Casa Museo Mario Vargas Llosa

La antigua casa en la que nació el escritor arequipeño Mario Vargas Llosa, fue restaurada y convertida en un museo sobre la vida y obra del ganador del Premio Nobel de Literatura, desde su nacimiento hasta la actualidad. La colección incluye videos, películas y objetos personales del autor de “La ciudad y los perros”.

Miradores como el Mirador de Yanahuara

Los miradores son algunos de los mejores lugares para visitar en Arequipa. Desde ellos se puede apreciar la ciudad en toda su dimensión. El tradicional mirador de Yanahuara, con sus arcos hechos de sillar, ha sido repotenciado con un mirador de cristal que se eleva por más de 50 metros y solo funciona sábados, domingos y feriados. Hay otros miradores interesantes como el de Sachaca, una torre de 19 metros de altura desde donde se pueden ver los volcanes. También está el mirador de Carmen Alto con vista hacia las andenerías incas. El molino de Sabandia y la Mansión del Fundador, a las afueras de la ciudad, ofrecen vistas espectaculares.

Mercado de San Camilo

Ubicado en el Centro Histórico de la Ciudad, es parada obligada para conocer más de cerca la cultura y los sabores arequipeños. Una buena recomendación es probar los jugos de frutas y el helado de queso. Este mercado fue declarado Patrimonio Histórico Monumental en 1987 y la comunidad hace grandes esfuerzos para que permanezca seguro y cuidado para los visitantes.

Como se puede notar, su arquitectura a base de piedra volcánica, sus cañones y riscos, sus miradores, su impresionante Reserva Natural y el estar tutelada por los volcanes Misti, Chachani y Pichu Pichu, convierten a Arequipa en una gran opción para los viajeros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí