Militares que se encuentran detenidos en diversos centros de reclusión del país llevan cuatro meses sin ver a sus familiares, denunció Lilia Camejo, abogada y directora ejecutiva de la ONG Justicia Venezolana.

Además del aislamiento, los apresados son sometidos a fuertes torturas de parte de los organismos de seguridad del estado. Foto cortesía.

Camejo señaló que el confinamiento extremo ha causado daños psicológicos a quienes permanecen tras las rejas por razones estrictamente políticas.

El régimen de Nicolás Maduro decidió intensificar el aislamiento de los presos políticos, a pesar de la solicitud de Michelle Bachelet, alta comisionada para los derechos humanos de la ONU, quien pidió permitir que los apresados sean puestos a resguardo con sus familias en sus hogares.

Lilia Camejo, abogada y directora ejecutiva de la organización no gubernamental Justicia Venezolana. Foto cortesía.

De tal manera, Camejo calificó las acciones del régimen como violatorias de derechos humanos, ya que incumplen con el derecho de recibir visitas que tienen los detenidos.

Por lo tanto, la abogada solicitó que se les permita el contacto con el mundo exterior, bajo las medidas de bioseguridad correspondientes.

Con información de El Nacional

Prensa Frontera Viva

Le puede interesar.  Hasta este #8Abr Venezuela registra 167 contagios y nueve muertes por coronavirus

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí