Así como hay quienes dejan Venezuela en busca de mejores oportunidades en otras latitudes y logran el cumplimiento de sus metas, están también los que creen que esas oportunidades yacen escondidas en territorio nacional y se esfuerzan por alcanzarlas.

Cada una de estas opciones encierra sus facilidades y dificultades, y queda a discreción de cada individuo el determinar dónde perseverará para superarse y obtener los recursos que le permitan disfrutar de una calidad de vida óptima para sí mismo y los suyos.

En el caso de Alainy Castillo, el terreno es claro. Ella y su esposo, Daniel Hernández, apuestan por emprender en Venezuela y creen firmemente que el país sigue siendo un terreno fértil para el crecimiento y la innovación, muy a pesar del ambiente de crisis que se respira. 

Muy cierto es el dicho que reza “mientras algunos lloran, otros venden pañuelos”, pues a razón de diversos problemas que, para algunos significarían una crisis personal, para esta mujer se convirtieron en la puerta de entrada a nuevas etapas en su vida.

De desempleada a emprendedora

Alainy vive en el estado Vargas, es ingeniero en sistemas, esposa y madre de dos pequeños de 3 años y 9 meses. Su historia de emprendimiento inicia en el 2017, luego de que, por terminación del proyecto en la empresa en la que laboraba como consultora de software, queda desempleada.

Su inclinación por el trabajo desde casa la lleva a iniciar una red de mercadeo dedicada al turismo. Su negocio “era vision Travel, una venta de paquetes turísticos, boletos aéreos, hospedajes y cosas turísticas por internet”, explica.

“La idea de emprender desde casa la manejamos, ya hace bastantes años, mi esposo y yo. Al ver que no nos alcanzaban los sueldos comenzamos a buscar opciones paralelas al trabajo, iniciamos con una red de mercadeo y nos fue tan bien que decidimos quedarnos con eso y dejar los empleos”.

Su hambre por aprender y especializarse en el mundo del emprendimiento en línea, la llevó a inscribirse en la Asociación de Mujeres Emprendedoras de Venezuela (AMEV), en donde obtuvo herramientas para fortalecer su emprendimiento, lo que le permitió también brindar asesorías a otras mujeres con sueños similares.

Le puede interesar.  Empresas privadas y sociedad civil se unen para combatir el Covid-19 en Venezuela

“AMEV fue decisivo para mí, fue ahí cuando decidí dejar la red de mercadeo para hacer algo que me gustara más y fue cuando comencé a hacer las asesorías a emprendedoras”.

A través de Reels, Alainy presenta a padres y niños una reseña de los juguetes más novedosos

Sin embargo, a pesar del empeño y la pasión, muchas veces no se obtienen los resultados deseados. “Paré porque no me estaba dando los resultados económicos suficientes, aparte que quedé embarazada y me agarró la cuarentena y no pude seguir atendiendo más vía online por el problema con el internet”.

Aparece el “Ada” de los juguetes

Inquieta con la llegada de un nuevo miembro a la familia y del coronavirus al país, Alainy, “encerrada” con los niños y su esposo en el hogar, empieza a llenarse de inquietud al ver que los meses pasan y los locales permanecían cerrados, imposibilitándole la compra de los artículos de bebé que tanto necesitaban.

“Al principio, estaba tranquila porque tenía la esperanza de que todo volvería a la normalidad pronto, pero pasaban los meses y nada, encierro total, todos los negocios cerrados, y yo sin haberle comprado nada a mi niña que venía en camino, no pude ir a ver tiendas, a escoger unas mantas suavecitas, o su primera ropita, nada”, relata en una de sus redes sociales.

Instagram se convierte en su tienda por departamentos y ahí, en las tiendas virtuales, encuentra su salvación. “Encontré todo lo que necesitaba para mi niña y todo me lo enviaban directo a mi casa o por encomienda”.

Esta realidad se convierte en la chispa que enciende el inicio de su actual proyecto de ventas. “Fue luego de eso que mi esposo y yo ideamos la manera de pertenecer a esa comunidad prestadora de servicios vía digital. Con dos hijos, muchos sobrinos, y a pocos meses de la navidad, a mi esposo se le prendió el bombillo de vender juguetes y yo fascinada, ahí mismo me puse manos a la obra”.

Le puede interesar.  Venezolano salva a una mujer que se estaba ahogando en Chile

Así nació el “Ada” de los Juguetes, una cuenta en la red social Instagram a través de la que ofrece juguetes y artículos para niños. El nombre de su cuenta da razón de dónde está el corazón de Alainy: con Adrián (su hijo), Daniel (su esposo) y Ambar (su hija).

Amo poder trabajar desde casa y pasar tiempo con mis hijos, compartir con mi familia. Mi motivación es siempre estar en felicidad, con calidad de vida y salud”, confiesa.

Optimismo tricolor

Para Alainy, Venezuela sigue siendo un país de oportunidades en el que se puede construir un negocio.

“Emprender en Venezuela es algo que tenemos claro mi esposo y yo desde hace tiempo, aquí hay muchas oportunidades solo hay que seguir creando y trabajando inteligentemente”.

En un momento en que la diáspora venezolana se compara con el éxodo sirio, cuando miles de connacionales dejan a pie el país, sin temor al coronavirus, huyendo del hambre, parece incomprensible tanto optimismo.

“Bueno creo se debe a que tenemos la seguridad de que nuestra realidad no depende de un tema político, depende netamente de lo que hagamos por nosotros mismos”, responde segura.

Anteriormente, antes de iniciar su emprendimiento y de que su esposo consiguiera un trabajo más rentable que le permite tener un buen sueldo y trabajar desde casa, como familia habían barajado la posibilidad de dejar el país, sin embargo, esta idea ha sido completamente descartada.

Para Alainy y su esposo Daniel la idea de emigrar nunca llegó a ser un plan, sino solo una idea. “Siempre buscamos opciones aquí antes de pensar irnos”. Incluso si Daniel perdiera su empleo actual, antes de salir de Venezuela, el plan A es conseguir un trabajo nuevo.

Es así como esta mujer emprendedora venezolana continúa apostando por Venezuela. Mientras unos ven un terreno estéril, Alainy mira con otros ojos, alentando al emprendimiento nacional, preparando el camino para la futura reconstrucción de nuestra nación.

Prensa Frontera Viva

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí