Tras migrar a Ecuador y desempeñar varios trabajos como modelo, promotora y vendedora, Angélica María Chacón encontró su pasión en el entrenamiento físico, práctica que estudia y desempeña desde hace dos años.

Foto cortesía: Angélica María Chacón @angelicamariacg

Para Angélica migrar no fue sencillo, al llegar con poco dinero consiguió trabajo como mesonera en un lugar donde recibió malos tratos. Sin embargo, su fortaleza le permitió continuar en Quito, capital de Ecuador, y obtener oportunidades como promotora y modelo en comerciales televisivos.

Motion Fitness Center

Impulsada por su talento como bailarina de danza árabe, Angélica empezó a dar clases en el gimnasio Motion Fitness Center, ubicado en la ciudad de Quito, lugar donde descubrió su pasión por el entrenamiento y empezó a estudiar para desarrollarse como una profesional del área.  

View this post on Instagram

#bellydance #allakushnir

A post shared by Angelica Maria Fit (@angelicamariacg) on

Entre cursos de nutrición, entrenamiento físico e hipopresivos, la venezolana ha adquirido conocimientos que le permiten trabajar de forma personalizada con sus “chicas”, como les dice a las mujeres que entrenan bajo su orientación. Además, cuenta con el soporte de su pareja, quien es fisioterapeuta y la apoya en el diseño de sus rutinas, hechas en función de las características de cada cliente.

También, junto a su novio, administra el gimnasio que ya cuenta con más de 100 personas inscritas en sus planes de entrenamiento. Lamentablemente, la pandemia de COVID-19 desestabilizó el trabajo cuando estaban en su máximo auge.

Oportunidad en la crisis

A raíz de la pandemia surgieron las preocupaciones, puesto que las responsabilidades con el gimnasio no frenaron y la cuarentena se extendió más de lo esperado. 

Aunque ya llevaba bastante tiempo en el campo del entrenamiento personal, Angélica no publicaba nada sobre su trabajo en sus perfiles en redes sociales. No obstante, al tener más tiempo libre durante la cuarentena, publicó una foto que mostraba la transformación física de una chica que entrenó bajo su rutina; a partir de allí surgió el interés de varias seguidoras, quienes empezaron a hacerle preguntas sobre sus servicios profesionales.

De forma espontánea, Angélica empezó a ofrecer su plan de entrenamiento a distancia vía Zoom, conformando poco a poco su grupo de trabajo. Ahora mismo cuenta con 15 chicas que entrenan con ella para mejorar y transformar su condición física.

Clase vía Zoom. Foto cortesía: Angélica María Chacón.

Entrenamiento personalizado

A diferencia de otros planes de entrenamiento, Angélica ofrece un método integral que incluye una entrevista previa para determinar su condición y plantear los objetivos. Por otra parte, también reciben asesoría 24/7, puesto que mantiene comunicación constante y responde las dudas a cualquier hora del día.

Además, el paquete incluye una guía nutricional, sobre la cual se especifica toda la dieta que deben realizar. Angélica supervisa todas las comidas diarias de las chicas, ya que de esta manera tiene mayor control sobre el trabajo de cada una.

Captura de pantalla: @angelicamariacg

Actualmente, las chicas ven una clase semanal vía Zoom y durante la semana siguen los entrenamientos a través de videos propios con las rutinas que deben realizar desde casa. Asimismo, incluye técnicas de yoga y meditación para equilibrar la relación mente-cuerpo.

“Es primordial percibir los resultados, pues de nada sirve que me paguen para que no evolucionen en su condición física”, puntualizó Angélica, quien constantemente está publicando los cambios que obtienen las chicas bajo sus métodos de entrenamiento.

Captura de pantalla: @angelicamariacg

Rompiendo estigmas

Al igual que la mayoría de migrantes venezolanos, el camino de Angélica María ha sido complicado; sin embargo, con su trabajo logra romper los estigmas que caen sobre algunos connacionales que residen fuera del país. Con constancia y mucho trabajo representa el verdadero espíritu de la idiosincrasia venezolana, siendo una ejemplar embajadora del país ante el mundo.

La disciplina define lo que ha logrado, aunque considera que ha tenido bastante suerte, pues tiene a su lado gente que la ha impulsado a capacitarse y creer en sí misma.. Su meta es ayudar a otros con su trabajo, generar oportunidades laborales y expandir el gimnasio en otros lugares.

Información para las interesadas

A través su cuenta de Instagram @angelicamariacg pueden contactar a Angélica y recibir la asesoría que necesitan. Es importante destacar que las clases personalizadas solo están disponibles para mujeres, sin embargo en el perfil del gimnasio @motiofitec ofrecen información sobre rutinas para todo tipo de personas.

La historia de Angélica demuestra que se puede emprender en cualquier parte del mundo, incluso cuando las condiciones juegan en contra.

Prensa Frontera Viva

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí