La ponencia estuvo a cargo del magistrado César Augusto Reyes Medina.

El magistrado César Augusto Reyes escuchó en indagatoria a Álvaro Uribe. Foto cortesía.

Luego de que la Corte Suprema de Justicia aceptó la recusación que el senador Iván Cepeda hizo contra la magistrada Cristina Lombana, y la apartó de dos investigaciones que se siguen contra el senador Álvaro Uribe, el alto tribunal designó en mayo de 2019 a la nueva persona que se encargaría de llevar los procesos contra el expresidente.

El caso le correspondió, por orden alfabético, a la siguiente persona de la Sala Especial de Instrucción que estaba después de Lombana. Así, el encargado fue el magistrado César Augusto Reyes Medina, quien es abogado de la Universidad la Gran Colombia y especialista en derechos humanos de la Universidad Santo Tomás, así como en docencia universitaria.

Durante 17 años se desempeñó como defensor público. También fue conjuez en la Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia durante tres años.

Reyes trabajó como consultor del Comité de Impulso a la Administración de Justicia en la Consejería Presidencial para los Derechos Humanos y fue miembro del Comité Interinstitucional para la implementación de la oralidad.

El magistrado tiene a su cargo dos investigaciones contra Uribe y fue quien lo escuchó en indagatoria, en y proyecto la ponencia discutida en las últimas horas en la Corte.

Junto a él estuvieron los magistrados Francisco Javier Farfán Molina, Marco Antonio Rueda Soto, Misael Fernando Rodríguez Castellanos y el presidente de la Sala de Instrucción, Héctor Javier Alarcón Granobles.

Misael Rodríguez llegó a la Corte en junio del año pasado luego de un largo paso por la Fiscalía y la Procuraduría. Fue jefe de la Dirección de Derechos Humanos de la Fiscalía y estuvo en la Dirección Delegada ante la Corte Suprema de Justicia.

Misael Fernando Rodríguez Castellanos fue elegido como magistrado en la Sala de Instrucción. Foto cortesía.

A su cargo estuvo el caso las ‘chuzadas’ ilegales del DAS y la investigación contra la exdirectora del DAS María del Pilar Hurtado y el exsecrertario de Presidencia, Bernardo Moreno

Es abogado especialista en Derecho Penal y Criminología de la Universidad Externado de Colombia, con una experiencia de más de 26 años en la Rama Judicial y el Ministerio Público. Luego de un breve paso como oficial mayor del Juzgado 44 Penal Municipal de Bogotá, inició su trayectoria en la Fiscalía General de la Nación como Investigador Judicial del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI).

El magistrado Francisco Javier Farfán Molina es abogado egresado de la Universidad de Los Andes, especializado en Ciencias Penales y Criminológicas en la Universidad Externado de Colombia, y en Derechos Fundamentales en la Universidad Complutense de Madrid.

Ha sido profesor de derecho penal de varias universidades. Fue director de la Escuela Judicial Rodrigo Lara Bonilla; magistrado auxiliar de la Sala Jurisdiccional Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura y ocupó varios cargos en la Procuraduría.

Además de conjuez de la Corte Suprema, ha sido profesor de Derecho Penal General, Derecho Penal Especial y derecho disciplinario de las Universidades de Los Andes, Externado de Colombia y Javeriana.

Magistrado Francisco Javier Farfán Molina. Foto cortesía.

Ha publicado 12 libros y 20 artículos sobre temas como interceptación de comunicaciones telefónicas en el proceso penal y disciplinario; el agente encubierto en el proceso penal y la masacre de Machuca.

El jurista Héctor Javier Alarcón Granobles es egresado de la Universidad Santo Tomás de Bogotá, especialista en Derecho Penal, y magíster en Educación de la misma institución. Comenzó su vida laboral siendo Oficial Mayor en la Rama Judicial. Ha sido abogado asesor en la Procuraduría General de la Nación, y abogado asistente y magistrado auxiliar en la Corte Suprema de Justicia.

De igual manera, fue profesor en las universidades Santiago de Cali, Libre de Barranquilla y Militar Nueva Granada. Ha sido docente de las cátedras de Procedimiento Penal y Penal Especial.

Y el magistrado Marco Antonio Rueda Soto es egresado de la facultad de Derecho de la Universidad Santo Tomás de Bucaramanga. Cuenta con cuatro especializaciones realizadas en las universidades Autónoma de Colombia, el Bosque, Externado de Colombia y La Gran Colombia, en Derecho Público, Bioética, Derecho Penal y Casación Penal, respectivamente.

Magistrado Marco Antonio Rueda Soto. Foto cortesía.

Es juez de carrera y se inició en los despachos promiscuo municipal, luego juez de Instrucción Criminal, juez de Orden Público, juez Regional, magistrado del desaparecido Tribunal Nacional, abogado auxiliar y fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia.

Luego fue elegido magistrado de la Sala Penal del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá.

Información de El Tiempo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí