FundaRedes acudió a consignar un documento ante la Región Estratégica de Defensa Integral Los Andes (REDI), para exigir que los cuerpos de seguridad actúen y garanticen la protección y soberanía de los ciudadanos en los municipios de la zona norte del Táchira, donde un grupo armado irregular que se hace llamar Autodefensas Unidas Colombo Venezolanas ha puesto a circular audios amenazantes contra la población y contra propietarios y trabajadores de medios de comunicación, sin embargo, en este organismo rechazaron la recepción del escrito en una clara demostración de denegación de justicia.

Javier Tarazona, director general de FundaRedes, informó que desde la organización se hizo la documentación de este caso, que vulnera los derechos fundamentales de los habitantes de los municipios Panamericano, García de Hevia, Jáuregui, Ayacucho, Lobatera y Michelena del estado Táchira, ante la inacción del Estado para hacer frente a los grupos armados irregulares que cada vez más se apoderan del territorio y por medio de amenazas, extorsiones y crímenes, someten a la población desprotegida.

Al respecto el equipo de activistas de FundaRedes acudió ante la REDI-Andes la mañana de este jueves 22 de octubre, y en actitud hostil los funcionarios se negaron a recibir el documento, que solo pretende hacer del conocimiento de este organismo militar una vez más lo que ocurre en la frontera para que ejerzan correctamente sus funciones y se garantice la soberanía.

Tarazona detalló que en los audios que circularon en los municipios mencionados, se presenta este grupo armado irregular Autodefensas Unidas Colombo Venezolanas, que asegura viene a hacerle frente a otras organizaciones delincuenciales que operan en la zona. El audio dice textualmente:  “Guerrilleros de las FARC, Ejército de Liberación Nacional (ELN), Ejército Popular de Liberación (EPL), los rastrojos, colectivos del régimen venezolano, que lo acompañan las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES). Todo aquel que le copie o le financie a estos grupos, será objetivo militar”.

Le puede interesar.  Virgen de la dolorosa llora en San Antonio del Táchira

Igualmente Javier Tarazona denunció que propietarios y trabajadores de medios de comunicación radiales de la zona norte del Táchira, recibieron amenazas directas contra ellos y sus familias, pues el grupo armado irregular Autodefensas Unidas Colombo Venezolanas les exigió que se transmitan tres veces al día los sonidos amenazantes en estas emisoras, y de no cumplir con ello serían víctimas de atentados.

Otro elemento muy grave del contenido de los mensajes es que le solicitan a los cuerpos de seguridad del estado que se hagan a un lado para que sean ellos quienes se dediquen a combatir la delincuencia bajo sus propias normas, situación que podría representar una ola de crímenes y de enfrentamientos armados en medio de los cuales queda atrapada una vez más la ciudadanía inocente que tiene derecho a vivir y trabajar en paz, advirtió Tarazona.

Nuevamente desde FundaRedes, se hizo un llamado al Estado venezolano para que se frene la actuación y expansión de los grupos armados irregulares que ya no operan solo en territorio fronterizo, sino que tienen presencia en 18 regiones de Venezuela y que mantienen bajo amenaza, coacción y sometimiento a los ciudadanos, pero además controlan todas las actividades económicas para mantener su financiamiento y poder en el territorio nacional.

Prensa FundaRedes

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí