Nuevos asentamientos del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), controlan grandes extensiones de territorio en el municipio Lobatera del estado Táchira, denunció Javier Tarazona, director general de FundaRedes, quien además mostró en mapas, los detalles de la localización de los grupos armados irregulares en parte de la zona de montaña del Táchira, información dada a conocer durante la presentación del Informe Anual 2019 de esta organización.

Tarazona manifestó que desde FundaRedes tienen gran preocupación frente al crecimiento del frente del ELN desplazado desde Bucaramanga comandado por alias Selva, que está ubicado en la población de Lobatera, en el alto de La Cristalina (sector de las antenas) una de las zonas donde operan y tienen equipos para telecomunicaciones y cambuches, en los cuales se supone resguardan parte de su actividad ilegal como es microtráfico, narcotráfico y contrabando de minerales.

Haciendo referencia a un mapa donde están demarcados los territorios ocupados por estas organizaciones criminales en el Táchira y parte del Zulia, el director de FundaRedes explicó que desarrollan actividades contra la población del sector Minas de Carbón de Lobatera, los predios del tanque de agua del desvío a El Rodeo, y la zona conocida como La Capilla de La Montaña, donde interceptan a las personas para extorsionarlas.

Precisó Javier Tarazona que todo este sector controlado por la comandante Selva, tiene asociación permanente con un frente que opera en Ureña; teniendo además otros espacios de resguardo como San Pedro del Río y montañas cercanas.

Denunció que entre los frentes plenamente identificados del ELN que operan en Venezuela se encuentran: Comisión Juan Velazco Porras, Frente de Guerra Nororiental, Frente Luis Enrique León Guerra, Germán Velazco Villamizar y Parmenio Cuellar, Frente Urbano Camilo Torres, Camilo Cienfuegos, Frente Domingo Lain Sanz, Carlos Alirio Buitrago ubicados en los estados Táchira, Apure, Zulia, Mérida, Trujillo, Barinas, Lara, Falcón, Carabobo, Portuguesa, Aragua, Guárico, Bolívar, Monagas, Anzoátegui, Delta Amacuro, Caracas,  y Yaracuy como centro de adiestramiento nacional.

Igualmente, el vocero presentó las coordenadas de ubicación de las emisoras de radio de los grupos armados irregulares, y los frentes que las coordinan, para exigirle al Estado venezolano que haga el trabajo que le corresponde ante esta violación al espectro radioeléctrico en un intento de ideologización de los ciudadanos que ha sido denunciado durante años.

233 desaparecidos en trochas y más de una decena de grupos armados es el saldo en Táchira y Zulia

Como parte de su investigación y documentación permanente, FundaRedes presentó su Informe Anual 2019 que muestra la labor desarrollada por activistas, defensores y voluntarios en 10 boletines y demás trabajos elaborados en este período, que reflejan un saldo de 233 venezolanos desaparecidos en trochas y más de 10 grupos armados irregulares que operan ampliamente solo en los estados Zulia y Táchira, y la actuación también en regiones como Bolívar, Apure, Falcón y Amazonas.

La presentación del Informe Anual 2019 contó con la ponencia de la periodista Sebastiana Barráez, experta en temas de frontera y fuente militar; el profesor Miguel Morffe, director de Gobernar; y el diputado Américo de Grazia, quienes ratificaron la información de la expansión de grupos armados irregulares y sus actividades ilícitas en gran parte del territorio venezolano.

Dentro del informe anual de FundaRedes se detallan los más de 10 pasos fluviales que están totalmente controlados por grupos armados irregulares; así como los datos de un total de 228 mil 294 armas ausentes del parque oficial de los organismos de seguridad venezolanos, algunas de las cuales han sido identificadas por autoridades colombianas en crímenes cometidos en Medellín.

Así mismo, Javier Tarazona dio a conocer que en este informe se indica cómo la Fundación Amigos de la Escuela (ELN) aplicó un censo a más de 20 mil 624 niños y adolescentes para intentar seducirlos con regalos y sumarlos a sus filas. Otra cifra reveladora es la que muestra que, al menos 130 mil niños venezolanos, se han ido a Colombia a estudiar. Este trabajo también ofrece datos sobre la migración pendular de 9 mil niños que viven en Venezuela, pero pasan a diario hacia Colombia para poder recibir educación y quedan expuestos a enfrentamientos armados y otras situaciones.

Este informe también recoge los datos de las 5 escuelas ocupadas por el ELN para entrenamiento, 5 para actividades deportivas, y otras para distintas tareas ilegales en Apure y Zulia.

La investigación da cuenta de 10 puentes artesanales que permiten la operatividad de grupos armados irregulares en los pasos ilegales, y la existencia de más de 250 trochas en el estado Táchira, y unas 180 en Zulia; escenario que se agrava al evidenciar la existencia de 15 mil venezolanos que en el 2019 participaban en actividades ilegales promovidas por grupos armados irregulares.

De esta manera la organización da cuenta de su trabajo que, durante 2019, logró incidir en instituciones venezolanas, y en otros países, así como en el sistema interamericano y en el sistema universal de derechos humanos, para elevar la voz por la crisis humanitaria compleja y la vulneración de derechos que se registra en Venezuela, a partir del esfuerzo de un equipo humano que continúa en permanente formación y cumpliendo con esta ardua tarea.

Prensa FundaRedes

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí