Pobladores locales denuncian que, en la alcabala de La Pedrera, ubicada en la carretera San Cristóbal-Barinas, funcionarios de la GNB cobran 15 dólares a aquellas personas que necesitan transitar por el lugar, pese a estar en semana de flexibilización de la cuarentena.

Según una ciudadana, el paso a través del Punto de Control Fijo se encuentra cerrado; sin embargo, dejan pasar a quienes les paguen las divisas solicitada. Además, los transeúntes son sometidos a malos tratos por parte de la GNB.

“A los transeúntes les llegan civiles a comunicarles cuánto dinero deben pagar para permitirles el paso”, aclaró una fuente anónima a Frontera Viva.

Otro abuso de las fuerzas represivas del régimen contra los ciudadanos venezolanos.

Prensa Frontera Viva

Le puede interesar.  Ambientalistas urgen tomar acciones ante el derrame de petróleo en la costa venezolana

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí