Un juez brasileño evitó que un grupo de 55 indígenas waraos venezolanos fueran deportados luego de llegar a Brasil de forma irregular.

A pesar que Brasil mantiene su frontera cerrada, el grupo de venezolanos, integrado por 32 niños y 23 adultos, caminó hasta Pacaraima desde el estado Mongas.

De acuerdo a una fuente, los indígenas, que se encontraban “en condiciones muy precarias de higiene”, fueron trasladados a la sede de la Policía Federal que se encargaría de repatriarlos.

Sin embargo, tanto la Defensoría Pública como la Fiscalía brasileña solicitaron la anulación de la deportación inmediata de los venezolanos debido a su estado de vulnerabilidad.

La medida que impone su deportación “es ilegal por impedir que las personas pidan refugio aquí y por discriminar venezolanos”, manifestó la directora del programa de derechos humanos de la organización Conectas.

Se conoció que los indígenas venezolanos se encuentran en la espera de ser trasladados a un refugio en Pacaraima.

Con información de NTN24

Prensa Frontera Viva

Le puede interesar.  Venezolana trabajando en China con importaciones

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí