Frontera Viva

El compositor mexicano Arturo Leyva escribió que una madre “se juega su vida para que los suyos la vivan completa”, en referencia al sacrificio que suele caracterizar a esta importante figura del núcleo familiar. Esta frase podría ser universal, pues sirve para homenajear a mujeres valientes como la venezolana Gamerlys Granados, quien este 2022 migró a Murcia, España, en busca de prosperidad para ella y su familia.

Nunca se había separado de su hijo Néstor, un joven de 22 años de edad, que permanece en Venezuela en compañía de su abuela. Ahora, este domingo 8 de mayo, la familia Granados celebra el primer Día de las Madres sin Gamerlys, que, a más de 7 mil kilómetros de distancia, anhela el abrazo de sus seres queridos.

Gamerlys Granados en su hogar en Venezuela.

La venezolana de 40 años de edad, contadora pública de profesión, se marchó porque asegura que la situación en Venezuela es insostenible. “La calidad de vida en el país ha decaído completamente, no tienes servicios, no tienes seguridad social. Nadie te garantiza la salud o que puedas estar tranquilo en la calle como estoy aquí”.

Escogió vivir en España porque percibe al país europeo como un territorio próspero, por ello proyecta allí sus planes para el futuro y espera lograr integrarse como cualquier ciudadano español. Desde que llegó a su lugar de residencia actual, mantiene comunicación constante con Néstor para “sentirlo cerquita” y estar al tanto de cómo va todo en su hogar en Venezuela.

Separarse de su familia ha sido lo más doloroso para Gamerlys, quien trata de ver la situación con optimismo, pues planea reencontrarse con ellos lo más pronto posible. “Fue fuerte tener que desprenderme de esos seres que tanto amo, para los que siempre estuve y siempre han estado para mí. (…) Lloramos, pero lo estamos viendo como algo que nos va a regalar un mejor futuro”.

Gamerlys junto a su madre y su hijo.

Néstor describe a su madre como su heroína: una mujer luchadora, trabajadora, inteligente y considerada. No hay persona en el mundo a quien admire más, pues siempre ha estado allí para escucharlo, pero, sobre todo, para brindarle refugio a través de sus consejos.  

“Mi mamá mueve cielo y tierra para solventar cualquier necesidad de la familia. Es mi heroína. Estoy muy orgulloso de la persona que ella es y agradezco los valores que me inculcó. Me llena de orgullo saber que siendo madre soltera pudo lograr sus metas profesionales y sacarnos adelante”.

En este Día de las Madres, Néstor abraza los recuerdos de su infancia, cuando estaba en apuros y Gamerlys estaba allí para solucionarlos. “Siempre hizo lo mejor para mí” dice convencido de que su mamá seguirá luchando por ellos desde dónde está, como lo ha hecho toda la vida. “Amo a mi mamá y la admiro mucho. Me llena de alegría saber que le está yendo muy bien allá donde está. Sé que va a seguir luchando tanto como lo hizo aquí”.

Gamerlys se comunica con su mamá a diario.

Gamerlys lleva dos domingos consecutivos nostálgicos, pues el pasado 1 de mayo se celebró a las madres en España y este 8 de mayo se conmemora la misma festividad en su natal Venezuela. Hoy se aferra a los gestos que Néstor ha tenido con ella en fechas pasadas y recuerda las comidas que preparaba para homenajear a su mamá.  

Le puede interesar.  Desigualdades de la migración: Migrantes venezolanas trabajan más horas y devengan menos en comparación con trabajadoras colombianas

Esta vez, Néstor toma la batuta de su casa y planea un almuerzo especial para consentir a su abuela, quien también pasa su primer Día de las Madres lejos de su hija. Aunque la silla de Gamerlys se encuentra vacía, los planes para esta celebración siguen siendo “bonitos y especiales” porque lo que ella representa para la familia Granados trasciende cualquier distancia, por muy larga que esta sea. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí