Carlos Ramírez López @CarlosRamirezL3

La Sala 1 de Cuestiones Preliminares ha decidido avanzar en el proceso para hacer justicia respecto a los crímenes ejecutados por el gobierno de Nicolás Maduro Moros.

Por decisión unánime de los tres jueces que componen esta instancia, Peter Kovacs, Reine Adelaide Sophie Alapini-Gansou y María del Socorro Flores Liera, a instancias del Fiscal Karim Khan se puso orden a los constantes abusos de interferencia al proceso que ha venido realizando el gobierno. La Sala lo ha hecho organizando un cronograma de actividades que cierra la mencionada racha obstruccionista lo cual podemos resumir así:

1. Puso plazo hasta el 28 de febrero del próximo año al gobierno para concretar sus cuestionamientos a la decisión del Fiscal Karim Khan de avanzar en las investigaciones.

2. Otorgó plazo al Fiscal hasta el 21 de marzo del 2023, para responderle a las posibles objeciones que formule el gobierno.

3. Abrió las puertas a las víctimas para intervenir presentando observaciones, opiniones e inquietudes respecto a la solicitud del Fiscal y creó un mecanismo digital para ello. Esta parte de la mencionada decisión era crucial pues el gobierno se oponía férreamente a que las víctimas o sus representantes intervinieran directamente en el trámite de la investigación. Ver la decisión que está en idioma inglés pero accesible al uso del traductor de Google: https://www.icc-cpi.int/sites/default/files/CourtRecords/CR2022_06722.PDF

Celebro esta decisión justa y pronta. Ratifico que la presión pública es preferible antes que la quietud de la espera infinita que alienta componendas. Esto es lo que arroja mi experiencia como abogado litigante en la que me he desenvuelto ya por 50 años. Allí, en mil batallas he aprendido que la pasividad beneficia a los criminales, a estos no les interesa que se apure a los jueces para que cumplan con su deber de hacer justicia, y para que lo hagan con prontitud, pues como reza el viejo adagio: “justicia tardía es injusticia”.

Y es que el historial de esta CPI y de su fiscalía no es precisamente la de procesar los casos con prontitud, por el contrario, ha sido groseramente lenta e ineficaz, tanto que ha generado incredulidad en la misión para la que se creó. Allí ha habido señales de corrupción, así como también influencias políticas gravitando sobre el tema de la justicia. Esto lo he denunciado en varias oportunidades. Como muestra veamos que la primera persona que fue designada como Fiscal, el abogado Luís Moreno Ocampo, y también a quien entonces se nombró Vicefiscal, la señora Fatou Bensouda, lo fueron como producto de acuerdos políticos en la primera Asamblea de los Estados Parte que creó a ese tribunal y en la cual actuaron con gran perspicacia y antelación los Kirchner quienes manejaron ese nombramiento, incluso este señor Moreno Ocampo introdujo también como “asesor” al famoso abogado español Baltasar Garzón, sí, ese mismo que ha dirigido la defensa de Alex Saab. No podemos pecar de ingenuos y desatender la vigilancia, el estar atentos a la realidad de los intereses políticos que en ese tribunal pesan.

Desde su puesta en funcionamiento en 2002 la primera decisión de esta Corte se emitió diez años después, en 2012, en el caso Thomas Lubanga. También en su seno se han detectado hechos irregulares que han sido objeto de críticas internacionales entre las que se destacan las asentadas en un libro, “El Joker de los poderosos la gran novela de la Corte Penal Internacional” de Stephanie Maupas quien trabajaba en La Haya como corresponsal del diario francés Le Monde. En su libro narra como operó la compra de testigos que éstos mismos confesaron en uno de esos procesos. En el mismo sentido otro autor, Juan Branco quien trabajó en la CPI, produjo otro libro: “El orden y el mundo, una crítica a la Corte Penal Internacional”.

Le puede interesar.  Soy padrino de Ángela Espósito. A ella y a las tantas víctimas de la dictadura que como ella padecen, dedico:

Y no podemos dejar de mencionar la nefasta gestión del antes mencionado fiscal, Luís Moreno Ocampo, quien sin tramite alguno cerró una gran cantidad de denuncias que se le habían interpuesto por crímenes ejecutados en Venezuela por el gobierno y de lo cual solo se supo después que salió del cargo por una entrevista televisada que le hizo la periodista Patricia Janiot, lo cual denuncié en un artículo donde expuse:

“El primer fiscal de la CPI, Luis Moreno Ocampo, cerró sin investigar 22 denuncias de crímenes cometidos durante los gobiernos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro. Nunca ofreció las razones para tal proceder y en la única oportunidad que habló de eso fue en una entrevista que para CNN le hizo Patricia Janiot, quien le puso videos de la represión contra las manifestaciones que ocurrieron en 2017 y Moreno Ocampo dijo que eso solo eran peleas callejeras con la policía, no obstante que allí cayeron asesinados 157 personas, en su mayoría estudiantes”. http://www.el-nacional.com/…/corte-penal-internacional… Además, detallé el caso mediante un video titulado: “Yo te acuso Luís Moreno Ocampo” https://youtu.be/VrugdQgUrXk

De la misma manera mantuve vigilancia crítica sobre la gestión de la abogada Fatou Bensouda. Lo de ella fue una quietud cómplice con los crímenes que se denunciaron ante su antecesor en el cargo y ante ella misma. Fueron casi 18 años (9 como Fiscal adjunta y 9 como Fiscal) de pasiva complicidad con la criminal actuación gubernamental, actitud de la que vino a despertar ya casi al final de su mandato después de tantos gritos de dolor y ante la amenaza de sanciones de Estados Unidos lo que le hizo reaccionar apenas días antes de dejar el cargo para emitir criterio sobre el examen preliminar abierto tres años y medio antes y que dejó para su desarrollo al Dr. Karim Khan. VER: https://youtu.be/ElOSeyiBf6E

Le puede interesar.  Embajada de EE.UU. señaló a Maduro de la muerte de Fernando Albán a propósito del segundo aniversario de su muerte

Continuando con mis experiencias sobre el tema, motivado además por la ineficacia de la CPI y buscando alternativas me fui a cursar un Diplomado sobre Justicia y Cortes Internacionales en la American University de Washington D.C donde se examinó a fondo todo este tema con profesores de altísima calidad, magistrados de la Corte Internacional de Justicia, de la Corte y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, de la Corte Penal Internacional, de la Corte para la ex Yugoslavia, de la Corte Europea de Derechos Humanos, etc, etc, etc. Allí tuvimos la oportunidad de palpar y conocer más a fondo todo este sistema sobre la justicia internacional.

En la foto con la Dra. Silvia Fernández de Gurmendi, entonces presidente de la CPI, actualmente presidente de la Asamblea de Estados Parte

Por tanto, con profundo conocimiento de causa y precedido de incredulidad en el proceder de la CPI, celebro lo que ahora ha ocurrido en este caso de las denuncias contra Nicolás Maduro y su pandilla de criminales que vienen martirizando a los venezolanos y que el actual Fiscal Karim Khan viene enfrentando con entereza encontrando plausible eco en esta Sala 1 de Preliminares. De la misma manera digo que no hay que bajar la guardia, que hay que permanecer atentos, vigilantes y críticos ante cualquier tardanza indebida, ante cualquier irregularidad que se detecte, y en esa línea me mantendré.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí