Los hermanos venezolanos, Tomás y Carlos “Pancho” Ríos Goussot emigraron a El Salvador para buscar mejores oportunidades laborales debido a la fuerte crisis que vive actualmente Venezuela.

Estos venezolanos de 33 y 39 años, venden piezas de bisutería en las calles de El Salvador para conseguir algo de dinero con el cual ayudan a su familia en Venezuela y cubren sus gastos en el país centroamericano.

“Me vine literalmente con una maleta de pulseras, de esperanza y fe” comentó Tomás quien llegó en 2017 al país después de haber hecho un proyecto de investigación migratoria para determinar “cuál era la mejor opción que había para migrar”.

Tomás relata que decidió viajar a El Salvador porque le pareció la mejor opción debido a su “situación socioeconómica”.

Buenas ventas

Las ventas han aumentado “y eso permitió poder contratar a tres personas con las cuales voy trabajando”. “Son personas muy emprendedoras”, señaló Tomás.

Por su parte, Carlos, mejor conocido como “Pancho”, explicó que llegó a El Salvador en diciembre porque su hermano lo motivó a trabajar con bisutería.

“He sido siempre vendedor así que no me cuesta hablar con una persona que no conozca para venderle algo, es por esto que lo vi como una muy buena opción”, dijo mientras ofrecía las pulseras a quienes caminan por la calle.

“Hola, buenas ¿cómo está? ¿Me regalas un segundo, si eres tan amable? Fíjate que estamos bendiciendo familiares en Venezuela a través de la venta de estas pulseras”, relata Pancho a cada persona que se interesa por su arte.  

Hasta ahora “me ha ido bastante bien y le he podido enviar dinero a mi familia”, así como también he “podido ahorrar”. “A veces puedo hacer 100 ventas en un día”, agregó.

Le puede interesar.  Empresas privadas y sociedad civil se unen para combatir el Covid-19 en Venezuela

Aunque aseguran vivir cómodamente, los hermanos sienten que les falta algo en su vida, situación por la cual sueñan con traer pronto a sus padres a El Salvador donde consideran les podrán ofrecer una buena calidad de vida.

Neiyer Angarita Duran

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí