Un grupo de venezolanos en Carolina del Norte, Estados Unidos, celebró un atardecer llanero con el propósito de mantener las tradiciones de su país y compartirlas con la comunidad de acogida.

Mary Quezada, presidenta de la Asociación Cultural Venezolana, expresó que la misión del evento es mostrar “un pedacito de lo nuestro y que añoramos de nuestros países, que se vea otra imagen de los latinoamericanos”.

La actividad fue armonizada por el arpa del maestro Larry Bellorín y el banjo de Joe Troop. El cierre fue animado por el Canario de Cazorla, quien, a través de su canto, transportó a los presentes a Venezuela.

Esta es la cuarta vez que se celebra el evento, que se llevó a cabo el pasado domingo 15 de mayo, en Swepsonville, en el condado de Alamance. Los organizadores acompañaron la festividad con el sabor tradicional de la carne en vara y las cachapas con queso de mano, propias de la mesa venezolana.

La Asociación Cultural Venezolana inició en 1999 para asistir a familias dignificadas por inundaciones y huracanas. Actualmente, continúan la labor mediante la organización de eventos culturales para recaudar fondos para familias de bajos recursos.

Con información de Qué Pasa

Prensa Frontera Viva

Le puede interesar.  Cerca de 700 venezolanos fueron repatriados a Venezuela desde Trinidad y Tobago

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí