La Venezuela Saudita, una época en que los venezolanos decían ¡está barato, dame dos! Gracias al boom petrolero que promovió una época de excesos, lujos y convirtió a Caracas en una ciudad cosmopolita con los mejores restaurantes de la región.

“Una isla en medio el caos latinoamericano”, así definió a Venezuela el argentino, Benjamín Triepier en su viaje en 1978. “Cuando llegué a Caracas, en 1978, hacía 20 años que tenían el mismo tipo de cambio y el dólar lo conseguías muy fácil, pero lo que más me sorprendió era lo bien que se vivía”, comentó a La Nación de Argentina.

Para ese entonces la palabra crisis no cabía en la boca de los venezolanos, “la economía y la política simplemente no eran un tema. La gente no hablaba de eso. Yo venía de un país con inflación, en donde hasta un chico de seis años sabía quién era el ministro de Economía”, explicó el argentino.

Nacionalizar el petróleo

Años antes, el embargo petrolero del bloque árabe de la OPEP a los países occidentales había provocado que se duplicara la cotización del crudo, situación que llevó al presidente, Carlos Andrés Pérez a nacionalizar el petróleo en 1975 con la estatal Petróleo de Venezuela (Pdvsa).

Como resultado se generaron subsidios, aranceles proteccionistas, confianza para el entonces mandatario y una lluvia de petrodólares que ayudó a que Venezuela Saudita naciera.

Sueldos millonarios

El economista venezolano, Alexander Guerrero recibió en su primer sueldo como profesor universitario 1700 dólares, sin embargo, hoy en el país los docentes tanto de primaria, secundaria y de universidades no ganan ni el equivalente a 10 dólares.

Algo similar narró el periodista gastronómico, Miro Popic que llegó a Venezuela desde Chile en 1975 con el estatus de exiliado político. “Con tres meses de sueldo me compré un auto. Ahora ni trabajando diez años puedes hacer eso”.

De acuerdo al periodista, cuando aterrizó en Caracas pensó que había llegado al “primer mundo” con “grandes autopistas, edificios por todas partes” y “las góndolas de los supermercados llenos de mercadería importada”.

Un país seguro

La inseguridad no era un tema de conversación, salir a caminar en la noche por las calles de Caracas no representaban ningún tipo de riesgo. Sin embargo, hoy en día los venezolanos procuran no salir de sus casas cuando llega la noche por miedo a sufrir algún robo.

Entre los años 70 y 80 no existían rejas en las zonas residenciales de Caracas ni muros que protegían el frente de las casas, mientras que el índice de pobreza se encontraba por debajo del 20 % mientras que hoy supera el 90 %.

“Llegamos a tener un mega Estado. Tendríamos que haberlo achicado, diversificado la producción y haberle dado más peso al sector privado de la economía. Y cuando empezaron los signos en 1983, deberíamos haber hechos reformas para no llegar en 1989 a la mega crisis que dio paso al chavismo”, relató el economista Asdrúbal Oliveros.

Con información de La Nación Argentina

Prensa Frontera Viva

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí